Archivo para abril, 2011

Recomendaciones

Estos días he leído numerosas advertencias en los medios de la capital, acerca de una nube de polvo africano que acecha la ciudad. Me he tomado la molestia de visitar la web del Ayuntamiento de Madrid, para ver exactamente en que consistía dicha advertencia:

[...] los niveles de contaminación atmosférica debidos a las partículas en suspensión podrían alcanzar valores superiores a los registrados normalmente en Madrid.
Aunque este episodio anunciado no supone riesgo evidente para la salud, se hace pública esta nota para conocimiento de la población y al mismo tiempo, se recomienda a las personas con problemas respiratorios  eviten realizar actividades que impliquen un esfuerzo físico al aire libre.
Con objeto de reducir los niveles de partículas en el aire ambiente, se recomienda a los madrileños la utilización del transporte público. [...]

Yo me pregunto si esa nube de polvo ha caído en la ciudad en conexión vía satélite, sin pasar por ningún otro punto de la península -creo que no se ha registrado ninguna otra advertencia parecida-  donde se puede disfrutar del deporte al aire libre sin problemas, o realmente la calidad del aire es tan horrible que hace falta realmente poco para crear un microclima irrespirable.

Mordor

La nube se irá mañana o pasado, pero los casi dos millones de coches de Madrid capital, seguirán ahí escupiendo humo,  pero la culpa en este caso es del polvo africano inmisericorde y desconsiderado.  Por cierto, no sabía que en Madrid existe un departamento de “Calidad del Aire”.  Van a tener  que a soplar muy fuerte muy fuerte a ver si la contaminación se evapora.

 

La primavera

Llevo mas de un mes sin correr, por problemas varios. Trabajo, bronquitis, dolores aquí, allá, pero no puedo quitarme de la cabeza que debería calzarme de nuevo las zapatillas cuanto antes y trotar un poco, gracias a la legión de trotones que cada mañana, cada tarde y a todas horas toma los parque, las avenidas y cualquier calle. Llega la primavera y al menos en Madrid, llega el Mapoma,  la media, la Universitaria, la carrera de la mujer, la del Agua, ya corremos hasta al taller. Los entrenamientos se multiplican, las series, tiradas largas. Solos o en grupo, da igual, los atletas se mezclan con el polen, a primera o a última hora, ya no se nota el frío y se pueden hacer esos kilómetros de más que te dejan tranquilo, la puesta a punto antes de la gran cita. Cuando acabe la primavera, en Junio, la gran mayoría seguirá corriendo durante el verano, y gran parte del otoño, pero en invierno, solo los mas adictos, los que nunca pueden dejarlo del todo seguirán manteniendo limpios de hierba los caminos. El próximo invierno espero seguir siendo uno de ellos.

Para los debutantes mucho ánimo y valor,  para los veteranos aplomo y cabeza fría, que las experiencia es un grado pero nunca hay que perder el respeto a las distancias, sean cuales sean. Todos me dais mucha envidia, a disfrutar.